PDF

Cómo limpiar tus sillones de piel favoritos 

como-limpiar-muebles-de-piel

Los sillones de piel realmente lucen en una casa: tienen estilo y son prácticos. Si tienes uno, seguramente es tu orgullo y alegría. Sin embargo, limpiar sillones de piel puede verse como una tarea abrumante. Siempre estará presente esa inquietante duda: ¿qué tal si uso el producto erróneo y lo arruino? 
 
La mayoría de los fabricantes de muebles te dirán que los sillones de piel deben lavarse a profundidad entre 2 y 4 veces al año, o con más frecuencia según el uso que se les dé. Afortunadamente, no es difícil aprender cómo limpiar asientos de piel, sin importar si es una limpieza total o sólo la rápida lavada de algún punto específico con una toalla de cocina. Esta guía te dirá todo lo que necesitas saber sobre cómo limpiar cuero.  

Cómo limpiar un sillón de piel: mantenimiento regular

  1. Los sofás atraen migajas (sobre todo las de papas fritas), así que para limpiar sillones de piel hay que empezar con la aspiradora. Utiliza un cepillo suave para asegurarte que todas las migajas salgan de los huecos. Aspirar es particularmente importante cuando se trata de cómo limpiar un sofá de piel: si el polvo y la mugre se pegan al cuero, éste podría perder o cambiar su color.  

  2. Después, necesitarás un producto de limpieza. Puedes crear tu propia solución de limpieza al mezclar partes iguales de agua y vinagre blanco. Si usas un limpiador de cuero comercial, asegúrate de seguir las instrucciones cuidadosamente para evitar daños.  

  3. Para aplicar el limpiador, toma un trapo suave (se recomienda utilizar microfibra) y sumérgelo en la solución. Estrújalo para que esté húmedo, pero no remojado, y limpia con él las superficies de cuero. Sumerge el trapo en la solución cada cierto tiempo. 

Finalmente, necesitarás secar el sofá utilizando una toalla limpia. ¡Y eso es todo! Ahora, a descansar.  

Cómo limpiar un mueble de piel en áreas específicas 

Claro, los accidentes pasan: la película de terror da un giro inesperado y tu cena se derrama por todo el mueble; o tu pequeño descubre su Picasso interior y elije el sofá de cuero como el lienzo de sus obras de arte. No entres en pánico: no es complicado aprender cómo limpiar las manchas de un sillón de piel antes de que sequen. Aquí te damos unos cuantos tips sobre cómo limpiar cuero en situaciones similares: 

  • Si alguien de tu casa tuvo un momento artístico, puedes remover marcas permanentes de la piel rociándolas con spray para el cabello y limpiando después con un trozo de toalla de cocina (elige un tipo de papel que sea lo suficientemente fuerte para tallar, como el resistente Regio Advanced). La mayoría de las manchas de tinta saldrán con la ayuda de un pedazo de algodón mojado en alcohol quirúrgico.  

  • ¿Se derramó algo aceitoso? Espolvorea un poco de bicarbonato de sodio sobre la mancha para absorber la grasa. Déjalo actuar por un par de horas y después limpia o aspira la zona. 

  • El bicarbonato de sodio también es bueno para limpiar sillones de piel que tengan una mancha negra: mézclalo con una cantidad igual de jugo de limón hasta que se haga una pasta a frotar contra la mancha. Déjalo actuar por cerca de 10 minutos y después limpia con un pedazo de toalla de cocina que resista y absorba.  

  • Los removedores de esmalte de uñas sin acetona también pueden utilizarse sobre algunos cueros. Como en todos los experimentos de limpieza, asegúrate de hacer una prueba en alguna zona invisible del mueble, como una esquina en la parte de atrás, de esa forma no habrá problema si la piel tiene una reacción adversa. 


Tip: Para lidiar con derrames rápidamente, mantén un rollo de toallas de cocina Regio Advanced a la mano. ¡Toma un trozo y limpia antes de que el líquido tenga tiempo de pegarse al sofá!

Los removedores de esmalte pueden ser geniales cuando se trata de pequeñas manchas. De cualquier forma, cuando estés realizando un mantenimiento general de los muebles, es mejor utilizar un producto especialmente diseñado para piel. Tu distribuidor de muebles puede recomendarte el más adecuado.  
 
Ahora ya conoces la mejor forma de limpiar sillones de piel. Como habrás notado, no es tan difícil, así que puedes seguir estos consejos la próxima vez que se repartan las tareas del hogar. Lo mejor es que una vez que hayas hecho tu parte, ¡no tendrás que ir tan lejos para sentarte a descansar!  


¿Te pareció útil este artículo?¡Gracias por tus comentarios!
o